Get Information

Conoce México

La magia del centro del país:

San Sebastián Bernal

La villa de San Sebastián Bernal, mejor conocida como Bernal es un rincón del México virreinal ubicado en el estado de Querétaro. A menos de 1 hora de camino de la capital del estado Santiago de Querétaro, te encontrarás  un lugar maravilloso por el que no ha pasado el tiempo.

 

Está ubicado al pie de la Peña de Bernal, el cual es, después del Peñón de Gibraltar y el Pan de Suca en Brasil, el tercer monolito más grande del mundo. En cuanto llegues a Bernal tienes que subir la peña. El camino es empinado, require paciencia y esfuerzo pero ya que estés en lo más alto serás testigo de la increíble vista de esta región de México.

 

Puedes recorrer Bernal a pie, comenzando con la Capilla de la Santa Cruz, construida en el siglo XVIII en la parte alta del pueblo. En escasos minutos te encontrarás en el centro. Ahí verás el Castillo, lugar que alberga al Museo de la Máscara, que cuenta con una inmensa colección tanto de la region como de otros lugares del país y del mundo. Unos metros más adelante llegarás al Templo de San Sebastián Mártir, construido entre 1700 y 1725 y el cual es la iglesia principal. A un lado hay un pequeño parquecito donde está el Museo del Cine Nacional Rosalío Solano, figura sobresaliente de la llamada época de oro del cine mexicano.

 

La economía está basada en la producción de artesanía y el turismo. Rebozos, tapetes, chamarras y cobertores son algunos de los muchos productos que encontrarás, la mayoría de estos artículos de lana son elaborados en telares ¡qué tienen más de 100 años!

 

Este pueblo se encuentra en la ruta del vino y queso de Querétaro, podrás degustar increíbles productos que se fabrican en la región. Aquí comparten mesa quesos de origen extranjero como el provolone y el reblochon con el oaxaca; brindarás con michelada o sangría elaboradas con cerveza y vino de la región. No puedes irte de Bernal sin haber probado una de sus gorditas de maíz de colores, una trenza de pan relleno de queso y frutas como postre. Todos estos manjares los puedes encontrar tanto en el más elegante restaurante del pueblo como en su mercado o en los puestos ambulantes.

 

El clima en Bernal es agradable, un poco caluroso en verano, pero debes tomar en cuenta que en las noches refresca, no olvides llevar en tu equipaje ropa de abrigo para cuando cae la noche para que no pases frío.  El pueblo de Bernal es un lugar pequeño que guarda la arquitectura de tiempos pasados, donde encontrarás muchas cosas que hacer y visitar ¡Descubrirás un México ancestral del cual quizá no tenías idea!

(0 Votes)

ad

Síguenos en Instagram @mexico_rural