Get Information

Salud

La prevención:

Mujer y la salud

Por: Dr. Jorge Alejandro Michel Vergara

Uno de los grandes males de la vida moderna es la obesidad.

En nuestro país más de la mitad de la población sufre de algún problema con su peso y eso afecta gravemente la salud tanto física como mental. Se considera que una persona padece obesidad cuando su índice de masa corporal se encuentra por arriba, aproximadamente  de 10-15 kilos por arriba del peso ideal para la estatura.

Las mujeres que enfrentan este problema pueden verse afectadas a nivel hormonal y tener predisposición en alteraciones en su menstruación, como aumento en la cantidad y los días del sangrado, así como tambien ausencias de algunos periodos menstruales. La mujer que desea embarazarse, si sufre obesidad disminuye la posibilidad de embarazo hasta en 34% menos que la mujer que tienen un peso ideal.

Es importante añadir que la mujer que logra el embarazo y cursa con obesidad tiene mayor riesgo de presentar complicaciones durante el embarazo como la diabetes gestacional y la hipertensión del embarazo, que pueden poner en riesgo tanto a la mamá como al bebé. La obesidad puede dejar huella genética a sus bebés, condenándolos a tener enfermedades crónicas cuando sea adulto, como la diabetes, la hipertensión, el síndrome metabólico y la muerte prematura. Dentro de la planeación del embarazo se encuentra la búsqueda de un peso ideal, siendo así, la mujer deberá aumentar entre 7 a 12 kg, pero si la mujer ya tenía sobrepeso u obesidad antes del embarazo, su aumento de peso no debe de ser mayor a 8 kg, por lo cual es muy importante que desde que se confirma el embarazo se inicie con un plan nutricional con una dieta balanceada (cantidad ideal de carbohidratos, grasas, proteínas, minerales y vitaminas) evitando a toda costa la comida chatarra, grasas, azúcares y grasas.

Antes, durante y después de la menopausia, las mujeres que cursan con obesidad se encuentran más propensas a la aparición de enfermedades cardiovasculares, predisponiéndola a infartos de corazón y cerebrales, además se aumenta el riesgo de aparicíon de cánceres ginecológicos como el de mama y el de endometrio.

Prevenir la obesidad es posible. Debes de tener una dieta balanceada realizar actividad física durante 30 minutos al menos durante 4 días a la semana. Es importante no realizar periodos largos de ayuno con el fin de bajar de peso, ya que esto es perjudicial para la salud. Prevenir es no lamentar.

(0 Votes)

ad

Síguenos en Instagram @mexico_rural